Breves momentos de inspiración y alguna noche de insomnio

lunes, 8 de noviembre de 2010

No sé qué espero

No sé qué espero
que aún espero
un remedio contra el mal
una tarima en el cielo
donde acariciar las nubes
donde capturar los sueños,
cazamariposas blanco,
dorado de terciopelo.

No sé qué espero
que aún espero,
practicar una sonrisa,
beberme todos los vientos,
atravesar esos muros,
los de fuera y los de dentro;
las palomas mensajeras
lleguen todas a mi encuentro,
pluma de alas emplumadas
lleguen todas desde lejos.

No sé qué espero
en desespero,
el destino acomodado
a mis deseos sinceros.
¡Qué egoísmo enlutado
viudo de sol de invierno!
Publicar un comentario

Han estado por aquí...